fbpx

El primer estudio mundial de la combinación de dosis de AstraZeneca y el primer componente de Sputnik V (el fármaco “Sputnik Light”) demuestra la ausencia de efectos secundarios graves y de casos de infección después de la vacunación contra el coronavirus.

Así lo confirmó este viernes el Fondo de Inversión Directa de Rusia (RDIF, el fondo soberano de inversión de la Federación Rusa), al anunciar los resultados preliminares sobre la seguridad del primer estudio clínico mundial, realizado en la República de Azerbaiyán, sobre el uso combinado de la vacuna AstraZeneca (desarrollado conjuntamente con la Universidad de Oxford) y el primer componente de Sputnik V (el fármaco “Sputnik Light”, basado en el serotipo 26 del adenovirus humano).

Los estudios de seguridad e inmunogenicidad de la combinación de la vacuna AstraZeneca, y el primer componente de la vacuna Sputnik V en Azerbaiyán comenzaron en febrero pasado; y hasta la fecha se vacunaron 50 voluntarios, mientras que el reclutamiento para los ensayos clínicos continúa.

Según informó RDIF en un comunicado, “el análisis intermedio de los datos demuestra altos índices de seguridad para el uso combinado: no hay efectos adversos graves, ni tampoco casos de coronavirus después de la vacunación”. Además, se indicó que en agosto próximo se publicarán los primeros datos sobre la inmunogenicidad del uso combinado de AstraZeneca y el primer componente de la vacuna Sputnik V en la República de Azerbaiyán.

También se señaló que se están efectuando ensayos clínicos de combinación de vacunas en varios países al mismo tiempo como parte de un programa global: “Se está llevando a cabo la vacunación de voluntarios en los Emiratos Árabes Unidos y se ha obtenido la aprobación por parte de los reguladores para realizar ensayos en Rusia y Bielorrusia”.

“A medida que surgen nuevas cepas de coronavirus, las asociaciones entre los fabricantes de vacunas y las combinaciones de distintos medicamentos juegan un papel clave para combatir con éxito la pandemia”, sostuvo Kirill Dmitriev, director ejecutivo (CEO) del Fondo de Inversión Directa de Rusia.

Y agregó: “Basándose en la alta eficacia del enfoque de refuerzo heterogéneo (“cóctel de vacunas”), RDIF fue el primero en el mundo en iniciar asociaciones con otros fabricantes de vacunas contra el coronavirus. La primera de estas asociaciones fue un ensayo clínico conjunto con la compañía AstraZeneca. Esperamos su éxito en Azerbaiyán y otros países, lo que permitirá una implementación más eficaz de los programas de vacunación y protegerá la salud de las personas en todo el mundo”.

Por su parte, Irina Panarina, directora general de AstraZeneca, Rusia y Eurasia, declaró: “El refuerzo primario heterogéneo, en el que se administran componentes de diferentes vacunas a un paciente, es uno de los esquemas de vacunación a estudiar más prometedores. Se está volviendo especialmente relevante ahora, cuando la cuestión de prevenir la propagación de nuevas cepas de infección por coronavirus es vital y además se está gestando la necesidad de una revacunación de la población”.

Fuente: Noticias Argentinas